¿Se puede trabajar el mindfulness con niños pequeños?... ¡Claro que sí! Participa en la formación online Mindfulness en Educación Infantil para educadores y familiares de niños de 1 a 6 años.

Las prendas “vintage” están de moda y cada vez son más fáciles de encontrar en tiendas físicas y, sobre todo, online. Se nota claramente como esta tendencia, un poco marginal hace unos años, se ha vuelto otra manera más de entender y vivir la moda.

Moda vintage

Entre vestidos entallados, camafeos, brillantes y velos, me reencuentro con el mundo de mi abuela, de la feminidad, de los objetos bonitos que perduran, del cuidado personal, los rulos, los espejos de plata y el cepillo del pelo; el pintalabios rojo y la raya de la media pintada cuando no había para comprarse unas.

Con cada mantón o peineta recuerdo las películas de los sábados por la noche a su lado con las grandes divas: Rita Hayworth y su guante, Audrey Hepburn, Marilyn y las versiones europeas como la gran Sofía.

El valor de lo hecho artesanalmente con esmero, la calidad de los tejidos y la belleza que perdura en el tiempo y que tanto me gusta porque además de hacernos sentir guapas, es una estupenda inversión que contribuye a generar una nueva visión de la moda basada más en un estilo personal que en la compra indiscriminada cada temporada de prendas que sólo viven unos meses en nuestro armario y que tanto daño hacen a la Tierra.

Sin saberlo, al mismo tiempo que invertimos en nuestra imagen, estamos haciendo un gesto por el medio ambiente alargando la vida de un producto que de otra manera hubiera engrosado la lista de desechos inutilizables. Facíl, ¿no? ¡pues a ponerse guapas y guapos mientras cuidamos el planeta!

Foto Flickr «paulamarttila«.

Escrito por Gema Gómez, diseñadora de moda y formadora en moda sostenible y consumo responsable, website: slowfashionspain.com

Anúnciate en Sloyu